Error
  • JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 43

DISTEMPER CANINO

Miércoles, 30 Marzo 2011 14:16 Escrito por 
Valora este artículo
(0 votos)

Etiología

El virus del moquillo canino (VMC) está muy relacionado con el virus del sarampión (VS), el virus de la peste bovina, virus de la peste de los pequeños rumiantes, virus del moquillo de la foca, y virus del moquillo del delfín. Todos son clasificados como morbilivirus dentro de la familia paramixoviridae. Estos virus poseen envoltura y contienen una cadena simple de ARN de polaridad negativa y ARN polimerasa. La lipoproteína de la envoltura es fácilmente destruida por los solventes lipídicos, y
de este modo el virus pierde su capacidad infectiva. Posee además las proteínas H y F que inducen la producción de anticuerpos neutralizantes. Epizootiología.

 

El moquillo canino es enzoótico en el mundo entero y tiene un amplio rango de huéspedes. La mayoría de los carnívoros terrestres son susceptibles a la infección natural por el virus de moquillo canino VMC. Todos los animales de la familia canidae (perro, perro salvaje australiano, zorro, coyote, lobo, chacal), la familia Mustelidae (comadreja, hurón, visón, zorrillo, tejón, armiño, marta y nutria), y la familia Procionidae (kinkajou, coatí, bassariscus, mapache, panda rojo) pueden morir por la infección con VMC. Recientemente se ha encontrado que los grandes felinos son también susceptibles a la infección y enfermedad por VMC (leones, leopardos y tigres en California en 1992 y leones en Tanzania en 1994). Además, VMC fue aislado de cerebros de pecaríes con síntomas clínicos de encefalitis.
Los perros de todas las edades son susceptibles a VMC, pero los cachorros lo son aún más cuando pierden los anticuerpos
maternales.

Los perros infectados en forma aguda eliminan virus a través de todas las secreciones corporales, independientemente de la presencia o no de signos clínicos. La ruta más importante de transmisión es a través de aerosoles de secreciones respiratorias.

La eliminación de virus comienza aproximadamente a los 7 días pos infección (PI) y por ser inestable fuera del huésped, el virus se deteriora rápidamente. Los perros que se recuperan después de la infección por VMC son inmunes de por vida, no permanecen persistentemente infectados ni eliminan virus. La infección transplacentaria puede ocurrir, hecho que quedó demostrado en cachorros criados en condiciones gnotobióticas, hijos de madres aparentemente sanas, que desarrollaron infección por VMC sin exposición pos natal.

Tratamiento

No existen drogas antivirales específicas para VMC, por lo tanto el tratamiento es inespecífico. Se indica la terapia antibiótica debido a la infección bacteriana secundaria especialmente del tracto respiratorio y digestivo. Ya que con
frecuencia los perros con moquillo canino están deshidratados, la de administración de fluidos y electrolitos puede ser la terapia de mayor importancia.
El tratamiento de perros con signos neurológicos no es satisfactorio. Los sedantes y anticonvulsivantes pueden mejorar los signos clínicos pero no tienen efecto curativo. Sin embargo, los perros con signos nerviosos ocasionalmente se recuperan, y la mioclonía y la neuritis óptica avanzan con el tiempo. Si los signos nerviosos son progresivos, y el perro esta recostado, se aconseja la eutanasia.

Profilaxis y control

La inmunización por vacunación controlada es la única forma efectiva de profilaxis para MC actualmente.

FUENTE

www.ivis.org

 

Visto 9109 veces Modificado por última vez en Jueves, 26 Mayo 2011 19:52

VESALIUS PHARMA | Latinoamérica sin fronteras en medicamentos